Colegio Oficial de Farmacéuticos de Las Palmas (Comunicación)

Comunicación

Concilia, un programa de consulta y comunicación entre farmacéuticos de diversos niveles asistenciales que favorece al paciente

El COF de Las Palmas programa un curso de formación

El COF de Las Palmas ha sido seleccionado por el Consejo General para participar en el Proyecto de Investigación Concilia Medicamentos 2, que tiene como objetivo analizar las discrepancias y estimar el impacto potencial de las intervenciones farmacéuticas tras la puesta en marcha del servicio de conciliación al alta, coordinado entre los distintos niveles asistenciales.

La conciliación de la medicación es un servicio asistencial que mejora la seguridad de los pacientes en torno a sus tratamientos, aclarando las posibles diferencias de medicación prescrita cuando hay una transición entre Atención especializada y primaria.

El Colegio, tras cerrar compromisos de colaboración para el desarrollo de Concilia Medicamentos 2 con el Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín, y los hospitales Perpetuo Socorro y San Roque, ha abierto el plazo para la inscripción en el programa de formación del Concilia 2 en el que podrán participar farmacéuticos comunitarios, de atención primaria y de farmacia hospitalaria.

El plazo para matricularse se cierra el próximo miércoles 24 de abril y los cursos de formación serán impartidos los días 8, 9 y 10 del próximo mes de mayo.   

El farmacéutico comunitario, Octavio González; la jefa del Servicio de Farmacia del Hospital Dr.Negrín, María Victoria Morales; y la formadora colegial y responsable del Departamento de Desarrollo Profesional del Colegio, Mercedes Herrera, valoran la oportunidad del Concilia Medicamentos 2, un programa que contribuye a favorecer el mejor resultado posible de los tratamientos farmacológicos utilizados por el paciente.

Octavio González

¿Eres uno de los primeros farmacéuticos inscritos en este programa, qué es lo que aporta Concilia al farmacéutico comunitario?

Hay varios aspectos a destacar. Por un lado, pone en valor la labor asistencial que realizamos desde la farmacia comunitaria, además nos facilitará la labor de consulta y comunicación con los otros niveles asistenciales. También un conocimiento integral de la historia clínica y detección de posibles problemas asociados a la medicación.

¿Son frecuentes los problemas con la medicación al alta? 

Sí, el paso por un centro hospitalario suele conllevar un cambio importante en medicación y posología lo que requiere asesoramiento por un farmacéutico próximo al paciente.

¿Es una causa significativa de consulta en la farmacia comunitaria? 

Sí , muy frecuente.

¿Qué puede aportar el servicio de conciliación, coordinado entre los farmacéuticos de distintos niveles, al paciente?

Tranquilidad y sobre todo mejorar la adherencia al tratamiento 

Victoria Morales

¿Qué expectativas ofrece este programa para el farmacéutico hospitalario? 

Los programas de conciliación de medicamentos persiguen como objetivo que todos los pacientes dispongan de un plan farmacoterepéutico ajustado a las necesidades reales, con alta eficacia y que aporten una elevada seguridad terapéutica, minimizando los riesgos inherentes a la transición entre los distintos niveles asistenciales especialmente atención primaria, ingresos y altas hospitalarias. 

¿Qué experiencias pueden aportar desde la farmacia hospitalaria al farmacéutico comunitario? 

La presencia del farmacéutico en distintas áreas asistenciales en el Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín, como son las de urgencias, medicina interna, cirugía y medicina intensiva permiten disponer al farmacéutico de la información que posibilita una atención global del paciente hospitalizado. Esto sitúa al farmacéutico hospitalario en una posición clave actuando como nexo de unión entre los distintos niveles asistenciales implicados en el cuidado del paciente.

¿Qué puede aportar el Concilia al paciente?

Alcanzar una calidad de vida o estado de salud óptimos con la mayor eficacia y seguridad a través de un plan farmacoterapeútico adaptado a la nueva situación clínica del paciente.

 

Mercedes Herrera

El plazo de inscripciones concluye el próximo jueves, ¿qué ofrece el curso programado a los farmacéuticos y qué compromiso se les exige?

El curso, que será impartido por investigadores de la Universidad de Salamanca y técnicos del Consejo General, proporcionará conocimientos para identificar discrepancias y manejar las herramientas que permiten comunicarlas, aclararlas y registrarlas. Se seguirá una metodología muy práctica. Se requiere asistencia a la formación presencial y el registro de casos reales en la plataforma diseñada para ello.

¿En qué consiste la actuación del farmacéutico comunitario, del farmacéutico de atención primaria y del hospitalario en este programa?

El tratamiento del paciente que está ingresado en un hospital participante podrá ser conciliado por el farmacéutico del propio Hospital, que será el que oferte e incluya al paciente en el programa en este caso. El paciente con su tratamiento conciliado acudirá a su farmacia a retirar la medicación. Si la farmacia participa en Concilia Medicamentos 2, se reforzará el mensaje del farmacéutico del Hospital y se aclararán las discrepancias que quedasen pendientes gracias a la colaboración de los farmacéuticos de atención primaria, quedando de este modo asegurada la continuidad asistencial.

Además, se contempla otro escenario en el que el tratamiento del paciente que recibe el alta no ha podido ser conciliado en el hospital. En este caso será el farmacéutico comunitario quien ofertará el servicio e incluirá al paciente en el Programa para realizar la conciliación y, si encontrase discrepancias que requieran aclaración, contactará con el farmacéutico de atención primaria, continuando desde aquí todo el proceso como en el caso anterior.

En todos los casos los farmacéuticos de AP coordinarán la comunicación con los médicos de atención primaria. Todo ello en un entorno seguro como es la plataforma que está integrada en Nodofarma Asistencial y que permite el contacto entre los farmacéuticos de los diferentes ámbitos.

¿Cómo contribuye el Colegio al programa Concilia?

El Colegio apuesta firmemente por los servicios profesionales farmacéuticos asistenciales (SPFA) que centran la atención en el paciente y en la mejora de la seguridad y efectividad de los tratamientos, y más aún por este servicio que supone la implicación y la práctica colaborativa de farmacéuticos de tres ámbitos asistenciales.

El Colegio ha designado a una farmacéutica del departamento de Desarrollo Profesional, como Formadora Colegial, que dará apoyo en todo momento a todos los participantes y facilitará el correcto desarrollo del Programa. Siempre con el asesoramiento y respaldo del Grupo Investigador y del Consejo General.

Enlace para la inscripción

Farmacéuticos con la Campaña Ayuda Mozambique 2019

Farmaceúticas del Complejo Hospitalario Materno Insular de Gran Canaria y Farmacéuticos Canarios Solidarios solicitan la colaboración con la campaña de ayuda para restablecer la asistencia médica a la población en la ciudad de Beira en Mozambique, devastada por el ciclón Idai el pasado mes de marzo.

Las farmacéuticas Yolanda Hernández, Leonor Santos y Elizanda Dolz, junto a José María Gómez Coll y Manuel García García han solicitado el apoyo del Colegio para difundir la campaña de ayuda que tiene como objetivo inmediato, además de aportar una ayuda económica para enviar medicamentos y productos sanitarios y reconstruir el Hospital Central de Beira, donde desde 2012 un grupo de profesionales sanitarios de Canarias contribuye al Desarrollo de Mozambique mediante la formación de médicos.

Beira es una de las principales ciudades de Mozambique y una de las más afectadas por el ciclón, que ha dejado en situación crítica a su Hospital Central, con graves dificultades para gestionar las labores de socorro y asistencia que la población afectada necesita, por los escasos medios de que disponen. La situación de emergencia no tiene precedentes en el país  y todo apoyo y ayuda en estos momentos, es insuficiente.

La Fundación Ágora que canaliza las aportaciones estima que hay casi dos millones de personas afectadas, en su mayoría niños, que lo han perdido todo y se han visto forzados a desplazarse. Personas que necesitan ayuda urgente: refugio, alimentos, agua potable y saneamiento y por ello, la ayuda internacional es fundamental y sobre todo es imprescindible la ayuda y el apoyo a nivel asistencial, ya que, a las altas tasas de enfermedades habituales, como la malnutrición, SIDA, diarreas y malaria, se suman en estos momentos los primeros casos de cólera ya detectados que precisan de control, pero sin medios, ni recursos es imposible.

Cuenta de apoyo a la campaña Ayuda Mozambique 2019

Los farmacéuticos solicitan dinero y recursos materiales que permitan restablecer el Hospital Central de Beira para que pueda atender de nuevo a la población y proporcionarles medicinas, material sanitario e instrumental de laboratorio. Las ayudas económicas se pueden realizar a través de la cuenta ES41 2038 7275 0760 0017 5408 de Bankia siendo el titular Fundación Ágora y el concepto Ayuda Mozambique 2019.

Una cooperación que comenzó en 2012

Un grupo de profesionales sanitarios de la provincia de Las Palmas encabezados y dirigidos por el doctor Luis López Rivero, profesor universitario, jefe de Cirugía Torácica del Hospital Materno-Insular de Gran Canaria y actual responsable de Cooperación Internacional del Servicio Canario de Salud, viene desarrollando una labor docente, de manera altruista, en el proyecto de Cooperación Internacional para el Desarrollo en Mozambique.

Este grupo participa en el proyecto de formación del segundo ciclo de la carrera de Medicina en Teté (Mozambique) “Proyecto ULPGC – Unizambeze” adscrita a la Unizambeze, Universidad pública de Mozambique, y desde 2017, en el “Programa de Formación de médicos especialistas” que se desarrolla en el Hospital Central de Beira, con el apoyo de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, la colaboración del Servicio Canario de Salud y la financiación, entre otros, de la Agencia Española de Cooperación Internacional al Desarrollo.

Los resultados de este proyecto ya se están visibilizando, ya que, en la actualidad, son cuatro las promociones graduadas en la Universidad de Unizambeze (Tete), lo que supone un total de más de 200 médicos graduados, algunos de ellos se han incorporado como docentes del primer ciclo de medicina de la Unizambeze. Otros están cursando la especialidad en Beira.

En la imagen, de izquierda a derecha Manuel García, Yolanda Hernández, José María Gómez Coll, Leonor Santos y Elizenda Dolz 

Noticias del COF de Las Palmas


Volver al resumen

09/03/2018

La Asamblea General de Colegios aprueba el nuevo Código de Deontología de la Profesión Farmacéutica

La Asamblea General de Colegios ha aprobado el nuevo Código de Deontología de la Profesión Farmacéutica con el fin de complementar la normativa legal para garantizar la calidad en la atención y el mantenimiento de los principios éticos profesionales que la sociedad demanda a la profesión farmacéutica. Además recoge el compromiso de los farmacéuticos con la mejora de la salud y la calidad de vida de los ciudadanos.

El presidente del Consejo General de Colegios Farmacéuticos, Jesús Aguilar, ha destacado la “importancia de este documento, de este nuevo marco deontológico, adaptado a la realidad social y sanitaria, y que supone un ejercicio de Buen Gobierno y transparencia, en el marco de la Responsabilidad Social de la Profesión Farmacéutica”. Asimismo, ha resaltado el trabajo llevado a cabo durante dos años, “un proceso de participación y trabajo de toda la Organización Farmacéutica Colegial”.

El presidente del Colegio de Farmacéuticos de Las Palmas, Juan Ramón Santana Ayala, ha participado como ponente en el Grupo de Trabajo del Consejo para el nuevo Código de Deontología junto a Dolores Rodríguez Bautista, Xavier Prat Borrell, Rosa López-Torres Hidalgo y Luis Amaro.

El documento es de obligado cumplimiento para todos los farmacéuticos que ejercen la profesión en España, y ha sido debatido previamente en ocho reuniones de los miembros de la Organización Farmacéutica (plenos, asambleas, reuniones de presidentes y comisiones de coordinación autonómica). Consta de catorce capítulos y 54 artículos en los que se recogen los principios generales del ejercicio; la actuación responsable e independiente del farmacéutico; las relaciones con los pacientes/usuarios; la calidad en la dispensación y otros servicios profesionales; la comunicación y el uso de las nuevas tecnologías en el ejercicio profesional; las relaciones entre farmacéuticos y con otros profesionales sanitarios; las relaciones con la sociedad y las administraciones públicas; con la organización farmacéutica colegial; y con las instituciones, centros o establecimientos donde desempeña la profesión. Asimismo, contempla principios éticos en otros cuatro capítulos en torno a la publicidad, la objeción de conciencia, la investigación y las publicaciones profesionales y la docencia.

El documento se ha elaborado en un proceso participativo en el que se han recibido más de 250 alegaciones o comentarios que se han analizado, incorporando al máximo las nuevas redacciones propuestas. Incluye la formación continuada como un deber ético de los farmacéuticos, y el compromiso de la organización farmacéutica colegial de facilitar su acceso. Contempla también el secreto profesional, la independencia en el ejercicio, y tiene un capítulo dedicado íntegramente a la relación con los pacientes, donde se introduce la obligación de establecer una comunicación cercana que promueva la humanización en el trato con los pacientes.

En cuanto a la objeción de conciencia, se reconoce expresamente como derecho del farmacéutico, siempre que quede garantizado el derecho de los ciudadanos a la protección de su salud y de acceso a los medicamentos. El Código incluye también las pautas para garantizar la calidad de los Servicios Profesionales y el uso adecuado del historial farmacoterapéutico.

Se abordan igualmente otras cuestiones como la colaboración interdisciplinar con otros profesionales sanitarios, el compromiso con la vigilancia de la salud pública, la lucha contra el dopaje y la sostenibilidad del sistema sanitario. Además, se introduce la deontología en el uso de las nuevas tecnologías, en los medios de comunicación, en internet y redes sociales, etc. destacando la obligación de evitar lanzar mensajes de modo indiscriminado que puedan despertar alarma social o siembren confusión o dudas respecto a la salud o la prevención.



Volver al resumen



Mapa
Llamada